Compartir

Griezmann celebra uno de sus goles ante el Brujas. Ángel RiveroMARCA0 comentariosComentar[1]

plus500

“El año pasado no estaba bien. Fue mi culpa no pasar en Champions”, deslizó Antoine Griezmann todavía en las entrañas del Metropolitano. El francés acababa de dibujar un recital ante el Brujas, pero lejos de sacar pecho o presumir de su actuación, volvió a confesar su pesadumbre por la dolorosa eliminación hace un año.
La Champions, para el galo, se ha convertido en una obsesión. Es el único gran título que le falta tras coronarse campeón del Mundo en Rusia. Allí tocó un cielo que se convirtió en infierno en la final de la Liga de Campeones de 2016. Sí, la de los penaltis ante el Madrid. Sí, en la que el mismo Antoine mandó una pena máxima al larguero que defendía Keylor.

El partidazo de Griezmann ante el Brujas: doblete, jugadón y asistencia Movistar+De ahí que se haya puesto como objetivo liderar al Atlético en pos de la anhelada orejona. Actuaciones como la del Brujas acercarán el objetivo. Ante los belgas completó un partido casi perfecto. Dos goles, una asistencia, varios pases al hueco como si se tratara de un consumado mediapunta.
Eso hablando de las estadísticas que se cuentan. Pero hay mucho más y pasa por la capacidad para tirar del equipo en los malos momentos. Cuando el Brujas empató, el 7 pidió el esférico y se lanzó a liderar la remontada. Sabe que necesita del Atlético y de sus compañeros para sumar títulos y victorias. Al fondo, el premio de los premios. Un Balón de Oro para el que está muy bien colocado. Es francés, ganó el Mundial y dos títulos más. Nadie puede negarle soñar con el balón dorado. Y es que este Griezmann vale para todo.
Goleador: Ya supera a Costa
El doblete ante el Brujas coloca a Antoine Griezmann[2], por primera vez este curso, como máximo goleador del Atlético, una vez que el francés supera las tres dianas de Diego Costa y Koke. Aunque es cierto que todavía no promedia sus números habituales (los que le llevan a rondar los 30 goles por curso), son ya cuatro los goles que llevan la rúbrica de la gran estrella rojiblanca. A los dos goles de la Champions hay que sumar los anotados ante Rayo Vallecano y Huesca en el torneo doméstico, todos ellos en el Metropolitano. Un doblete, quinto en la Liga de Campeones, con el que el Atlético se acerca a los octavos de final, asignatura pendiente, reconocido por el propio galo, tras el batacazo de hace un año. Sea como fuere, el francés ya lidera el ataque de un equipo que depende en gran medida de sus goles para cumplir los objetivos.
Asistente: Una visión de ’10’
Ante el Brujas colocó un ‘lazo’ en el esférico que acabó empujando Koke.Esa jugada finalizó en gol, pero bien pudieron ser más las ocasiones en las que Griezmann aportara pases definitivos.El recital de pases al hueco que brindó en el segundo acto fue espectacular. Tanto Diego Costa como Correa recibieron dos pases espectaculares que no acabaron con goles, pero que fueron una delicia por la visión de juego que mostró el galo.De hecho, durante varios minutos se colocó de mediapunta para, al estilo Messi, demostrar que su fútbol está por encima del resto. Cuando calidad y visión de juego se aúnan sucede lo que dibuja Antoine en el césped cuando tiene el día inspirado. Parecía un 10 de los de toda la vida, un enganche capaz de ver espacios donde otros sólo ven piernas de rivales. No es de extrañar la ovación que recibió de un Metropolitano que está entregado a su fútbol.
Candidato: A por el Balón de Oro
Cada recital de Antoine Griezmann suma en la carrera de larga distancia hacia el Balón de Oro que otorga todos los años France Football. El galo, como todos los futbolistas top, tiene el trofeo entre ceja y ceja. Sueña con suceder a Zidane justo 20 años después de que su compatriota fuera el último francés en ganar el balón dorado. Como él, Antoine llevó a su país a la conquista del Mundial, gran evento deportivo del año.Pero ese no es su único mérito, entiende el propio jugador, para entrar en la pelea por ser el mejor jugador del mundo. Los otros títulos (los conquistados con el Atlético, la Europa League y la Supercopa de Europa) y algunas grandes actuaciones dan valor a los que ven a Griezmann coronado a final de año por el trofeo individual más prestigioso.
Líder: Manda y tira del carro
Los líderes y los jugadores más destacados del mundo deben aparecer cuando peor están las cosas para sus equipos .Eso mismo hizo Griezmann ante el Brujas en la noche de Champions del miércoles. Se echó el equipo a la espalda cuando los belgas empataron de forma sorprendente. Fue entonces cuando no dudó en bajar a la medular para crear ocasiones filtrando pases que los centrocampistas que llevaban la rojiblanca estaban siendo incapaces de realizar. Firmó, por si fuera poco, el segundo gol, asistió a Koke en el tercero y dejó incluso una imagen curiosa en un jugador tranquilo como él, al reprochar al colegiado con aspavientos que se había puesto en medio en una jugada. Ahora, al actual Griezmann, le sobra carácter y liderazgo. Justo lo que necesita el Atlético en el césped tras la marcha de dos símbolos comoGabi y Torres.
TE PUEDE INTERESAR

Temas relacionados
References^ 0 comentariosComentar (www.marca.com)^ El doblete ante el Brujas coloca a Antoine Griezmann (www.marca.com)



Source link