Compartir

​Cuando uno se muda de casa, siempre existe un sentimiento de añoranza por el lugar que se abandona y que tan buenos recuerdos ha dado. Algo así le pasa a la afición atlética. Pero los tiempos mandan y el nuevo estadio viene a colmar una exigencia vital para el club colchonero y la afición está respondiendo.

plus500

Ayer se batió el record histórico de abonados en una sola campaña: 54.359. Ya no se venden más abonos generales y únicamente quedan los abonos VIP, a precios nunca por debajo de los 1.700 euros. El club espera llegar a los 55.000 abonados, y no parece difícil puesto que la lista de espera va por más de 1.080 personas y aumentando.

Según desvela hoy As, el Atlético no ha escatimado en gastos para hacer más fácil la vida al hincha del club en el traslado. Ya ha pasado un año desde que se iniciara el proceso de traslado con la elección del abonado número 1 de la elección de su asiento y durante todo el año el club ha pretendido que el proceso se llevara de modo ordenado y sin incidencias, tal y como ha sucedido.

Programa de visita virtual, programa de gestión de citas, aumento del personal laboral encomendado a la gestión de los abonos, su ubicación y adquisición. Un despliegue de medios acorde a la magnitud de la situación. Mientras, los trabajos para finiquitar la obra siguen a todo ritmo y actualmente se está preparando para colocar césped.

Para los aficionados que no obtengan abono, el club ha ofertado el carnet de socio no abonado. El paquete, por un precio de 50 euros adultos y 25 menores de 12 años, permite obtener importantes descuentos en las entradas y ventajas varias. Aunque también será ardua la tarea de conseguir las entradas visto el furor despertado entre la afición, y más aún en Champions League donde el 5% de las entradas se reserva para el equipo rival.

​​

Artículo original